Foto de Patricia Carambula

Desayunos ideales para los niños

El desayuno es una de las comidas más importantes para los niños y debe ser balanceado para cubrir los requerimientos nutricionales del día
Desayunos ideales para los niños

El cuerpo y la mente de los niños, necesitan flujo de energía y nutrientes al despertar en la mañana, luego de 8 o 10 horas de sueño, para poder afrontar los requerimientos del día, ya sea el juego, las actividades académicas, etc.

El desayuno supone un 1/4 de los requerimientos nutricionales infantiles y uno balanceado favorece una distribución más armónica de las calorías en el correr del día y asegura la ración necesaria de nutrientes, vitaminas, minerales y proteínas en la etapa escolar, período de desarrollo y crecimiento en la que estos son tan necesarios.

Los especialistas en nutrición aseguran que las mejores opciones de desayuno para los niños deben incluir los siguientes grupos alimenticios: cereales (pan, galletas, copos de maíz, etc.), lácteos (leche, yogurt, queso), frutas o jugos de fruta, mermeladas, dulces y grasas (mantequilla, aceite de oliva).

Si bien a la mañana las familias se levantan muy apuradas y muchas veces con muy poco tiempo para preparar el desayuno, es importante hacer parte de la rutina diaria tomarse el tiempo necesario para preparar y tomar el desayuno, especialmente que lo hagan los niños de la casa. Para ello, es necesario levantarse más temprano, organizarse bien, dejar algunas cosas ya listas de la noche anterior, de modo que no haya que estar a las corridas y sacrificar esta comida tan importante.

Algunas sugerencias de desayunos nutritivos para los niños:

  • Yogurt con frutas y cereales
  • Leche chocolatada con tostadas con queso de untar
  • Leche, frutas, huevo duro y pan con mantequilla
  • Yogurt, ensalada de frutas, galletas de cereal y jugo de naranjas
  • Leche con café, sándwich de jamón y queso, una fruta
  • Leche con cereales y galletas de avena
  • Batido de frutas, yogurt y una rebanada de pan con mermelada
  • Macedonia de frutas, galletas con queso y leche con cereales
  • Leche con vainilla, waffles con miel y jugo de naranjas
  • Productos de bollería industrial como ser bizcochos, magdalenas, deben limitarse a una vez a la semana o cada 15 aís, no debe abusarse ni de este tipo de alimentos ni de las galletas o productos que contienen grasas y azúcares en exceso
  • Malteada de leche, pan integral con semillas de girasol, una rebanada de jamón, queso de untar y jugo de zanahoria
  • Yogurt, muffins de manzana y jugo de frutas
  • Batido de leche y frutas, pan tostado y una manzana o fruta de estación
  • Compota de frutas, un vaso de leche y galletas integrales con queso de untar
  • Yogurt, bocaditos de naranja y ensalada de frutas

Las combinaciones de alimentos son muchísimas, es fundamental tener en cuenta los gustos de los niños y combinarlos con los alimentos más nutritivos. En los casos de muffins, tartas, bocaditos, etc., es preciso preveer el día anterior para prepararlos, puesto que en la mañana no da el tiempo. Por eso, un para de veces a la semana se puede dejar un tiempo para estas preparaciones y los demás días escoger productos ya hechos como ser galletas, waffles u otros.

Su voto: Ninguno Promedio: 1 (1 vote)
¡Se el primero en dejar un comentario!
  Publicar comentario
Se mantendrá en privado.
Image CAPTCHA
Ingresa los símbolos y/o letras mostradas en la imagen.