Un alto porcentaje de mujeres, entre un 85% y un 95 %, padece celulitis luego de la pubertad; tiene diferentes grados, puede ser dura, blanda o esclerótica, esta última es la conocida como piel de naranja.

Celulitis

La celulitis se ha vuelto el karma femenino desde hace ya algún tiempo, todas las mujeres luchan contra la poco agradable piel de naranja. En las siguientes líneas veremos de qué se trata la celulitis, que debemos hacer para atacarla y que no debemos hacer, si queremos evitarla.

Empecemos por definir de forma sencilla pero lo más científicamente posible, el problema que, aunque no grave, es un trastorno físico.

La celulitis son cúmulos de tejido adiposo o grasa que se forma en determinadas zonas del cuerpo, las zonas más afectadas son: Las piernas, muslos, abdomen y brazos, estos cúmulos a su vez forman nódulos de grasa, agua y toxinas que son los que generan la apariencia de piel de naranja. Los cúmulos se forman debido a una falla en la circulación en la capa de grasa más cercana ala piel, de modo que el tejido adiposo aumenta. Esto hace que las paredes se vuelvan más gruesas, y así se forman los hoyuelos.

Parece ser que la celulitis cuenta con un componente hormonal en su desarrollo, que afecta en mayor medida a las mujeres, es más, la celulitis es casi exclusivamente femenina, en los hombres sólo se da en aquellos que reciben tratamiento con estrógenos para combatir alguna enfermedad o que padezcan deficiencias andrógenas.

Un alto porcentaje de mujeres, entre un 85% y un 95 %, padece celulitis luego de la pubertad, la celulitis tiene diferentes grados, puede ser dura, blanda o esclerótica, ésta última es la conocida como piel de naranja.

Si bien no es maligna, puede alcanzar, en algunos casos, un nivel que llega a provocar síntomas de dolor en quien la padece, pero es muy raro que esto suceda.

Un detalle interesante, es que la celulitis depende de la raza. Es así, que ataca menos a las mujeres de piel negra, que a las de pieles más claras.

El hecho es que todas las mujeres comienzan a luchar desde muy jóvenes contra este mal que, estéticamente, preocupa mucho y que no se elimina, una vez que llega, es para quedarse. De todas formas, la medicina avanza cada día, y este avance comprende también a la medicina estética y a la medicina natural, que nos ofrecen algunos consejos para ayudar a mejorar la apariencia y salud de la piel.

Entonces bien, no podemos eliminar la celulitis, pero si podemos disminuir su apariencia y evitar que empeore, veremos algunos consejos para lograr estos objetivos.

En primer lugar, y como ya dijimos, es importante tener claro que la celulitis no desparece, veamos entonces que tratamiento para la celulitis es efectivo, que no debemos hacer y que sí para disminuirla.

  • La Liposucción también llamada lipoescultura, es un procedimiento estético invasivo que mediante aspiración extrae cierto exceso de grasa que se ha acumulado debajo de la piel, es muy útil para reducir medidas y moldear el cuerpo, pero no elimina la celulitis, ni la obesidad, ya que ataca cúmulos de grasa localizados en determinadas zonas que, por diferentes razones se resisten a las dietas y al ejercicio. Algunos métodos más modernos, como la lipojet, pueden ser un poco más efectivos a la hora de disminuir la celulitis
  • No a la sal, al cigarrillo y al café. La sal hace que se retenga líquido y la celulitis es en parte retención de líquido, ya qué los nódulos se forman sobre la base de grasas, toxinas y líquidos. El cigarrillo y el café comprimen los vasos sanguíneos, también dificultando la circulación y favoreciendo la formación de nódulos. Cabe destacar, que la cafeína es un quemador natural de grasa, por lo tanto es muy utilizado en tratamientos anticelulíticos localizados, como en cremas de aplicación a nivel de piel
  • No a la ropa demasiado ajustada, y al uso de fajas elasticadas, el estar tan apretadas dificulta la circulación sanguínea, favoreciendo los depósitos de grasa que, más tarde, se transformarán en celulitis. También debemos evitar permanecer con las piernas cruzadas por mucho tiempo, eso también dificulta la circulación y favorece la formación de celulitis especialmente en piernas y glúteos
  • Definitivamente sí a la actividad física, es muy importante practicar deportes sobre todo de tipo aeróbico y cardiovascular. Es bueno hacer por lo menos 45 minutos de caminata unas tres veces por semana. Ejercicios como el footing, la bicicleta, aeróbicos, caminar a buen paso aceleran el metabolismo, que es el mecanismo a través del cual el cuerpo elimina calorías, que no guardará en forma de grasa. Es aconsejable realizar algún ejercicio muscular localizado, como levantar peso, hacer aparatos, o bien abdominales y sentadillas, eso ayuda a cambiar la grasa corporal por músculos que, dan mejor tono a la piel, ayudando a disminuir la apariencia de piel de naranja. No se aconsejan los deportes que requieran de un esfuerzo físico excesivo
  • Sí a beber mucha agua ya que, al eliminarse del organismo, arrastra toxinas. De todas formas cuidado para aquellas que sean propensas a retener líquidos, en esos casos el consumo de agua debe ser controlado
  • El Drenaje Linfático es efectivo, esta técnica remonta sus orígenes al siglo XV y es muy buena para atacar la retención de líquidos. La técnica requiere de una preparación muy especifica por parte del profesional, y se ocupa de estimular el sistema linfático y como consecuencia la circulación
  • La buena alimentación es fundamental. Hay que comer muchas frutas y verduras, pero también proteínas, contenidas en la carne, pescado, aves, huevos, lácteos. Evitar el consumo de grasas y dulces, y administrarlo ya que son fuente de energía pero, no es conveniente abusar de los hidratos de carbono

Para finalizar les dejamos algunas recetas caseras para combatir la celulitis de forma natural:

  • Para ayudar a disminuir toxinas es muy buena una infusión de cola de caballo, en un recipiente se coloca la hierba seca triturada y se agrega agua hirviendo, se deja reposar 15 minutos, es conveniente beber una taza cada noche
  • El vinagre de manzana y los cítricos, se conocen como buenos reductores de grasa
  • Compresa anticelulítica: En dos litros de agua macerar, durante 24 horas, dos puñados grandes de hiedra trepadora y dos de salvia. Se filtra y después se empapa con el líquido una toalla de algodón y se aplica sobre las partes afectadas
  • Es muy recomendable cepillar la piel en seco, favorece la circulación de la sangre dificultando que la grasa se deposite debajo de la piel

Agregar comentario