Un espacio para mimarte

El spa es uno de esos lujos que todo ser humano debería poder regalarse a menudo, sin embargo, y seguramente por su costo, suele ser un gusto que se disfruta muy de vez en cuando.

¿Has pensado que podrías disfrutar de los mismos cuidados de un spa en tu propia casa?

Si dispones de tiempo durante el fin de semana o de algún momento libre luego del trabajo, puedes mimarte con algunos tratamientos corporales, sola o con tu pareja, como una tarea recreativa y relajante.

  1. Tratamientos Relajantes
  2. Con el paso de los días, entre tanto trabajo por hacer y horarios que cumplir, a veces resulta difícil detenerse a descansar o brindarse momentos de relajación para uno mismo. Relajarse es necesario y brinda maravillosos beneficios tanto para el cuerpo como para la mente. Siempre es bueno recargar energías y volver a comenzar.

    Algunos de los elementos claves para comenzar a relajarse son: Velas aromáticas, flores, esencias, sahumerios, música clásica o jazz, entre otros.

    Es necesario crear una atmósfera agradable, para comenzar a sentirse a gusto en un lugar. Una buena opción para relajarse es un baño de inmersión, así es que puedes preparar el baño de manera que te haga sentir a gusto y elegir alguna de las siguientes opciones para relajarte en la bañera:

  • Baño de Leche
  • Con algunos de los ingredientes que tienes en casa, más algunas hierbas o esencias que puedes comprar, podrás preparar este precioso baño que no sólo te relajará sino que dejará tu piel suave.

    Comienza por mezclar lo siguiente: ½ taza de aceite de oliva; 1 cucharada de glicerina; ½ taza de leche en polvo; unas gotas de aceite de lavanda; unas gotas de aceite de melisa; y 2 tazas de agua. Una vez que tengas batida la mezcla, prepara la bañera con agua tibia, agrega la preparación y a disfrutar!

  • Baño a la Romana
  • Se trata de un baño relajante y humectante para la piel. Comienza por mezclar dentro de una botella limpia: 1 taza de aceite de oliva; 1 taza de jabón líquido perfumado; y 1 cucharada de aceite de cardamomo o de manzanilla. Mezcla enérgicamente el contenido de la botella y vuelca unas cucharadas dentro del agua de la bañera y a sumergirse en esos bonitos aromas!

  • Tratamiento para el rostro
  • La piel del rostro necesita de cuidados diarios, para conservar su textura, color y salud, a lo largo del tiempo. Es interesante realizar tratamientos faciales al menos una vez por semana, para mantener la piel en buen estado.

    Una excelente opción para la belleza del rostro son los vapores, sólo necesitas poner agua hirviendo en un cuenco, luego agregar hierbas frescas como menta, salvia o tomillo, dejar reposar el líquido y acercar la cara al cuenco con una toalla en la cabeza. No te quedes ahí por más de 10 minutos. El vapor y sus aromas, se encargarán de limpiar a fondo tu piel, abrir los poros y refrescar tu rostro.

  • Tratamiento para el cabello
  • Los cuidados del cabello son muy importantes. Si lo tienes algo dañado haz lo siguiente: Realiza una mazcarilla casera para el pelo, para mejorar su estructura y aspecto. Pon dentro de la licuadora los siguientes ingredientes: 1 huevo, ½ cáscara de huevo llena de aceite de oliva y ½ pepino pelado; procesa muy bien todo y retira la preparación de la licuadora. Aplica la mezcla sobre tu cabello cuidadosamente y déjala actuar alrededor de 10 minutos. Luego lava tu cabello como siempre lo haces.

  • Tratamiento para los pies
  • Si deseas aumentar la circulación de sangre en tus pies y lograr que se relajen y suavicen, prepara la siguiente mezcla: 1 taza de avena; 1 cucharadita de canela; ½ cucharadita de pimienta; 1 taza de agua tibia, 1 cucharada de miel; 1 cucharada de aceite de oliva; y unas gotas de aceite de naranja. Revuelve bien todos los ingredientes, busca un cómodo recipiente donde colocar tus pies y aplica la máscara sobre ellos, masajeando suavemente con tus manos.

    Agregar comentario