Ricitos de oro y los tres ositos
Ricitos de oro y los tres ositos

Sumando algunos nuevos cuentos a un post anterior titulado Leyendas para niños, en esta ocasión presentamos algunos cuentos para hadas.

Los cuentos de hadas son historias de ficción que contienen personajes que pueden incluir hadas, brujas, duendes, sirenas, gigantes, etc. Este tipo de relatos son muy atractivos para los niños al involucrarlos rápidamente con los personajes protagonistas de cada historia.

Barba azul

Es un cuento de vampiros del sub género cuento de hadas de literatura infantil de origen francés escrito por Charles Perun que fuera publicado en 1432. Si bien se clasifica como cuento de hadas, es tal vez una historia un poco fuerte para niños y pese a que fue reimpresa hasta, alrededor, de 1950 su popularidad fue decayendo precisamente por considerarse un contenido poco apropiado.

Barba Azul era un temido aristócrata por su aspecto bravío y salvaje, del cual escapaban principalmente las mujeres. Había contraído matrimonio en siete oportunidades, pero nada se sabía de sus esposas desaparecidas. En una oportunidad Barba Azul llegó de visita a la casa de uno de sus vecinos a pedir la mano de una de sus hijas y la familia se aterrorizó. Finalmente la hermana menor aceptó casarse y luego de la ceremonia se fueron al castillo de Barba Azul.

Al tiempo él anunció un largo viaje, por lo que entregó las llaves del castillo a su esposa, entre las que estaban las de una habitación a la que le prohibió entrar. Luego de la partida, la esposa sintió una gran curiosidad y convencida por una de sus hermanas entró. Encontró el piso lleno de sangre y los cuerpos de las anteriores esposas. De inmediato ambas aterrorizadas salieron y cerraron la puerta, pero un poco de sangre quedó en la llave. Barba Azul regresó de improviso y se dio cuenta de que había descubierto todo, por lo que amenazó con decapitarla. Ella y su hermana corrieron hasta la torre más alta del castillo y se encerraron allí a la espera de sus dos hermanos que llegaran a salvarlas. En tanto Barba Azul con su espada en la mano aporreaba la puerta de la torre tratando de entrar y cuando estaba a punto de lograrlo, llegaron los hermanos a salvarlas. Barba Azul intenta huir, pero ellos lo matan.

Ricitos de oro y los tres ositos

Es una historia de origen, aparentemente escocés, anónima tomada por los hermanos Grimm que se volvió famosa tras su primera edición en 1837 como texto en forma de prosa de Robert Southey.

El cuento narra la historia de una familia de tres osos: Mamá, papá y la pequeña hija que habitaban en una casa del bosque. Un día mientras esperaban que su sopa se enfriara, decidieron a salir a dar un paseo por el bosque. En tanto Ricitos de Oro una niña que paseaba por allí, llegó hasta la casa de los ositos y al hallarla vacía entró. La curiosidad la invadió y comenzó a indagar dentro de la casa. Como tenía hambre probó la sopa; la de mamá estaba muy caliente, la de papá muy fría, pero la de la osita hija estaba perfecta por lo cual se la comió. Con el estómago lleno sintió un poco de cansancio y comenzó a probar las camas de los ositos. La de mamá estaba muy suave, la de papá muy dura y la de la osita perfecto por lo cual se acostó en ella y se durmió.

Cuando la familia de ositos regresa a su casa notan que alguien había probado su sopa y se había tomado la de la osita. Llegan hasta la habitación y encuentran a Ricitos de Oro durmiendo en la cama de la osita y la despiertan. Ella se asusta y huye corriendo por el bosque.

Puntaje: 
Sin votos aún