Exfoliar la piel

El bronceado es beneficioso en varios aspectos; además de mejorar la imagen estética, fortalece los huesos y previene enfermedades puesto que el sol es la fuente principal de vitamina D.

Por ello, para sacarle el máximo de provecho a la exposición al sol, pero siempre con un bronceado seguro y lograr así un tono espectacular, los siguientes tips:

1

Preparar la piel para el sol

Unos 15 o 20 días antes de comenzar las vacaciones y por ende la exposición al sol, exfolia la piel para eliminar las células muertas y potenciar mucho más el bronceado. Los exfoliantes pueden comprarse en el mercado o preparar alguno casero como ser en base a limón, azúcar y miel o cualquier crema hidratante y harina de maíz. Lo importante es exfoliar, muy cuidadosamente con la ayuda de una esponja y efectuando suaves movimientos circulares, la piel de todo el cuerpo, pidiendo a alguien más que ayude en aquellas zonas más difíciles como la espalda.

Otra cosa importante para preparar la piel antes del sol, es aplicar cremas prebronceadores unas semanas antes, para que se active la melanina.

2

Realizar una dieta que favorezca el bronceado

Unos 15 días antes de las vacaciones comienza a consumir comidas que contengan zanahoria y tomate que son ricos en caroteno lo cual le da el color bronceado a la piel y maíz, kiwi y brócoli que mejoran la pigmentación de la piel y previenen el daño de los rayos UV. También pescados y legumbres que son ricos en vitamina B y E y ayudan a prevenir la deshidratación y descamación de la piel.

3

Suspender la ingesta de ciertos fármacos que favorecen las manchas

Previa consulta médica, suspender la toma de medicamentos como ciertos anticonceptivos, sulfamidas o antibióticos que producen fotosensibilización, favoreciendo la aparición de manchas en la piel.

4

Hidratarse por dentro y por fuera

Es importante recordar que el aspecto de la piel tiene una relación muy directa con lo que se bebe y se come. El agua es fundamental para la hidratación de la piel, por ello beber suficiente cantidad de agua durante el día y más mientras se está bajo el sol es clave. También el uso de cremas hidratantes luego de una jornada al sol.

5

Un truco con autobronceante

Para potenciar al máximo el día de sol, luego de la ducha y de aplicar la crema hidratante, aplicar autobronceante. En el mercado ya hay varios productos post solares que contienen una pequeña dosis de dihidroxiacetona (DHA), el activo de los autobronceantes que ayudan a prolongar el bronceado.

Puntaje: 
Sin votos aún