7 meses de edad
flickr.com

El logro más importante del bebé de 7 meses es sostener con sus piernas casi todo el peso de su cuerpo. Al agarrarlo de abajo de los brazos y ponerlo con sus pies apoyados en el suelo, comienza a doblar y estirar sus piernas, como dando brincos en el lugar y es posible que intente dar unos pasos.

También logra sentarse solo y mantenerse sentado equilibradamente sin apoyarse en nada, ni caerse hacia uno de los lados, como le sucedía hace muy poco. Así sentado, tiende a inclinarse hacia delante, apoyar sus manos en el suelo en busca de algún objeto interesante que esté cerca.

Ahora, con sus dos manos libres puede tomar objetos e investigarlos con más detenimiento, pasarlos de una mano a otra y golpearlos entre sí para escuchar el sonido que hacen (esto le resulta divertido). Agarra los objetos con toda la mano (sujetándolos entre el pulgar y el meñique) y puede soltarlos por su voluntad.

Estando boca arriba, disfruta de ponerse los pies en la boca y chupar su dedo gordo. Ya logra girar sin ningún problema de un lado a otro, estando boca abajo consigue voltearse y sentarse. Se arrastra por el piso (reptando) e incluso, algunos más precoces ya comienzan a gatear.

En cuanto al desarrollo intelectual del bebé de 7 meses, comprende que hay objetos que se relacionan entre sí y agrupa los objetos de acuerdo al color, tamaño, etc. Al ver la imagen de un conocido reflejada en algún espejo, sabe que no es real y gira su cabeza en busca de la que sí lo es.

En este período, comienzan a aparecer los primeros dientes, aunque hay bebés que inician el proceso de dentición más prematura o tardíamente. Este proceso se asocia con mayor babeo, irritación, molestia y nuevos sonidos (silabas sueltas, sonidos cortos).

Con los dientes, se incrementa la fase oral y llevan todo a la boca para intentar calmar la molestia, por ello es imprescindible revisar que no tenga al alcance juguetes u objetos que contengan partes pequeñas con las que se pueda atorar. Con la aparición de los primeros dientes, se incorporan las carnes, fuente fundamental de proteínas tan necesarias para el desarrollo del bebé.

En lo que refiere al lenguaje y al desarrollo auditivo del bebé de 7 meses, es cada vez más fluido y adelantado. Es frecuente escucharlo renegar si no logra alcanzar algo o si alguien le saca alguna cosa de las manos. Le gusta mucho imitar sonidos que escucha, oye su propia voz y la reconoce, así como cuando lo llaman por su nombre. Capta el significado expresado en las emociones, en los tonos de voz y en algunas palabras. Sabe lo que es el “NO” y entiende la aprobación del aplauso o la risa cuando hace algo nuevo, gracioso o bien.

A los 7 meses, el bebé reconoce perfectamente a sus familiares y personas cercanas, y manifiesta sus preferencias para ser tomado en brazos cuando alguien se acerca. También se inquieta si lo dejan solo en una habitación, si sus padres se alejan o ante la presencia de desconocidos.

Formas de estimular al bebé de 7 meses

  • Ofrecerle muñecos de peluche (blanditos o con relleno) de diferentes tamaños y coloridos
  • Ofrecerle pelotas pequeñas de goma (le resulta muy divertido ver como ruedan al tocarlas)
  • Ofrecerle juguetes de encastre
  • Nombrarle a las cosas por su nombre para que comience a asociar nombre – objeto o nombre - persona
  • Mostrarle libros con figuras llamativas (libros especiales para bebés de goma, tela, con sonido, etc.) e incluso leerle a la vez que se le muestran los dibujos
  • Ponerlo en el piso, asegurándose de que no haya peligros a su alcance (escaleras, enchufes, etc.)
  • Ponerlo en un corral, es más seguro que el piso, y ayudándose de las redes de éste comenzará a pararse y a fortalecer sus piernas
  • Hacerle muecas o gestos divertidos, el comenzará a imitar y en unos cuantos días estará repitiéndolos
  • Jugar con él a las escondidas. Ya que en esta etapa identifica que los objetos que están escondidos, si él los busca aparecen

El bebé necesita que los padres le enseñen y estimulen a hacer cosas nuevas, está deseoso por aprender. Cuando consigue hacer algo nuevo, se alegrará y buscará la aprobación de sus padres o adultos que lo rodean. Es muy importante estar a su lado, estimularlo, apoyarlo, brindarle toda la aprobación ante cada nuevo logro. Así sabrá que es amado y que lo que él hace es importante.

Puntaje: 
Promedio: 5 (2 votos)