Fecundacion in vitro
In vitro

La llamada fecundación “In Vitro” es una técnica de reproducción alternativa que consiste en la fertilización de los ovocitos con espermatozoides fuera del cuerpo de la madre, es decir consiste en intentar que el embarazo se produzca de forma artificial, y eso debido a que en muchas ocasiones tanto la mujer como el hombre puede presentar diversos problemas que impiden pueda realizarse la concepción de manera natural, lo cual obliga a utilizar este tipo de técnicas de reproducción asistida.

Vale la pena mencionar que existe una probabilidad del 25% de quedar embarazada cuando se tienen relaciones sexuales sin métodos anticonceptivos.

No muy lejos de esta realidad, la técnica de fecundación in vitro presenta un porcentaje muy similar a la tasa de embarazos, y una de sus necesidades a la hora de asegurar el éxito de la concepción, dependerá de la edad de la mujer y en estricto rigor de la edad de los ovocitos que sean utilizados, pues tendremos que recordar pueden ser éstos o no de la madre biológica.

Para la realización de este método de reproducción alternativo se utilizan los propios ovocitos de la madre cuando tiene una edad menor a 35 años, de otra forma se hará uso de los ovocitos de una donante, pues la tasa de embarazo en estas condiciones es de un 43% por ciclo, mientras que cuando alcanzamos la edad de 40 años la tasa cae drásticamente a un 4%, por lo que efectivamente hay que tener todas estas alternativas a la mano si queremos conseguir convertirnos en madres o padres y no hemos tenido la suerte de presenciar el milagro de la concepción.

Asimismo, existe una gran cantidad de factores que se involucran a la hora de poder acelerar estamos esperando un hijo, es así como una nueva técnica permite sumergir un embrión a un cultivo de nutrientes por cinco días para alcanzar el estadio de Blastocito, donde los médicos determinarán qué embriones tendrán la posibilidad de desarrollarse de forma efectiva, reduciendo así el porcentaje de fracasos en la utilización de la técnica de fecundación in vitro y aminorando drásticamente la posibilidad un embarazo múltiple.

Ya se había dicho anteriormente respecto del ciclo fértil de la mujer, pues a pesar de ser una materia conocida por casi todas las mujeres, es una de las causales por las que podríamos esperar no tenga resultados la fecundación artificial o por la cual no logramos de manera natural concebir un bebé, por ello deberemos tener cuidado con algunas causales como las siguientes: interpretar bien el momento de la ovulación, procurar obtener ovocitos normales, disponer de una muestra de semen adecuada, entre otras cosas que no dependerán directamente de nosotros sino más bien del ejercicio médico y de un factor que muchas veces ni siquiera ellos pueden controlar, aunque la tecnología actual si ha permitido aminorarlo de buena forma para evitar riesgos innecesarios y aumentar la tasa de éxito.

Con todo también hay una controversia en relación a los defectos que puede sufrir el niño que está por nacer si ha sido concedido por la famosa fecundación in vitro y, a pesar de no existir un respaldo categórico por la ciencia y la medicina, sí se ha logrado encontrar cierta razón en aquellas estadísticas que señalan que de un niño cada 12,000 nacimientos se pueden sufrir ciertos síndromes o defectos congénitos y esta cifra parece ser más contundente en aquellos que ha sido producto de la fecundación artificial, razón suficiente como para especular y señalar tajantemente que la manipulación de gametos y embriones fuera del cuerpo de la madre, estimulan de una u otra manera cambios genéticos que se podría manifestar como defectos congénitos en el próximo de que estamos esperando, y es por esta razón que debemos estar plenamente conscientes de todos los riesgos y beneficios involucra esta técnica hoy en día.

Finalmente hay que mencionar que las personas que pueden hacer uso de esta técnica son precisamente las mujeres que tienen obstrucción tubarica bilateral, hombres con número insuficiente de espermatozoides, mujeres que sufren de endometriosis severa, personas que padecen de problemas inmunológicos, personas que sufren de esterilidad sin causa aparente, entre otras. De esta misma manera habrá que asumir ciertos riesgos y complicaciones como en todo proceso, por ello deberemos cuidarnos informándonos respecto de los embarazos múltiples, embarazo tópico, los abortos espontáneos y todas las complicaciones asociadas a este proceso.

Agregar comentario