Los mitos del resfriado en bebes

En general los bebés y los niños pequeños suelen resfriarse entre 6 y 10 veces al año. El resfrío es un proceso viral muy contagioso que está presente en el aire (hay más de 200 virus distintos que producen el resfrío) y es inevitable.

Si bien no reviste gravedad y raras veces genera compilaciones (infecciones respiratorias, otitis, problemas bronquiales, etc.), es necesario extremar las precauciones y no exponer, sobre todo, a los bebés más chiquitos a riesgos innecesarios. Por ello, es preciso cuidar la higiene de las manos, ventilar los ambientes, no llevarlo a lugares cerrados donde haya grandes concentraciones de gente, evitar que entre en contacto con niños o adultos resfriados, no fumar ni permitir que nadie lo haga cerca de él, entre otras cosas.

A pesar de que no se puede tener al bebé en una burbuja y más tarde o más temprano se contagiará de un resfriado, es importante prevenir. Ya que si éste suele ser molesto para un adulto, lo es mucho más para un bebé que no sabe limpiar su nariz, se le dificulta respirar por la boca y se seca la garganta y se complica la succión que es el único medio por el cual se alimenta.

Certezas del resfriado en bebés

  1. Los virus que causan el resfriado forman parte del ambiente que rodea al bebé y no hay manera de evitar que tarde o temprano se contagie. Igualmente extremar las precauciones y no exponerlo, innecesariamente, es una medida eficaz de prevención
  2. Los bebés y niños pequeños se resfrían con más frecuencia porque sus sistemas inmunitarios no están completamente desarrollados. Existen cerca de 200 virus distintos que causan el resfrío; para no enfermarse tendrían que contagiarse de todos ellos y así estar inmunes
  3. Si el bebé está en contacto con otros niños o adultos que estén atravesando un resfriado es muy probable que se contagie
  4. Inclinar el colchón del bebé o colocar almohadas debajo de su espalda, de modo que quede inclinado (semi sentado) para dormir, ayuda a aliviar la congestión nasal producida por el resfrío
  5. Colocar gotitas (indicadas por el médico) o una solución salina (suero fisiológico) en su nariz y aspirarle la mucosidad con una pera de goma antes de la hora de mamar, lo ayuda a respirar y a succionar mejor el pecho o biberón
  6. La gran mayoría de los bebés y niños pequeños se resfrían en promedio entre seis y diez veces por año. Concurriendo al jardín de infantes o con hermanos en edad escolar, este promedio asciende a 12 resfriados al año
  7. Si bien el resfriado debe seguir su proceso, si los síntomas persisten por varios días o se agravan, es conveniente consultar al médico para prevenir posibles complicaciones (problemas bronquiales, por ejemplo)
  8. Los ambientes contaminados con humo de tabaco aumentan los riesgos de que los bebés y niños pequeños se resfríen y que los síntomas perduren por más tiempo
  9. La lactancia contribuye a minimizar los riesgos de contraer todo tipo de enfermedades, incluso los resfriados, ya que la leche materna posee anticuerpos que protegen al bebé y lo inmunizan

Falsedades del resfriado en bebés

  1. Los medicamentos ayudan a que el resfrío se cure más rápidamente. FALSO. El resfrío es causado por distintos virus que deben seguir un proceso natural de, aproximadamente, 10 días. Lo que si hay, es algunos analgésicos y descongestivos que contribuyen a aliviar los síntomas del resfrío, no a curarlo
  2. Los antibióticos curan el resfriado. FALSO. Los antibióticos atacan las bacterias pero no los virus que causan el resfriado, por lo tanto son inútiles frente a éste
  3. Si el bebé estornuda está resfriado. FALSO. No siempre es así, ya que los estornudos son el único recurso que tiene el organismo del bebé para limpiar las vías respiratorias. Por lo tanto si son estornudos aislados, sin la presencia de ningún otro síntoma, probablemente no indiquen un resfriado
  4. Se resfrió porque se enfrió. FALSO. En general, el frío puede ser causante de enfermedades más serias como la neumonía, no de resfriados. Estos son originados por distintos virus que están en el aire. De todas maneras es importante mantener al bebé calentito si hace mucho frío
  5. El bebé tiene que permanecer encerrado para evitar el contagio de un resfriado. FALSO. El encierro, las habitaciones sin ventilación y las concentraciones de gente en sitios cerrados, potencian y propician el contagio
Puntaje: 
Promedio: 5 (1 voto)