Las vacunas del bebe

Comencemos con los gérmenes, cuando acceden al organismo, se instalan en el sistema inmunológico y le obliga a generar anticuerpos para defenderse.
Las defensas generadas por el sistema inmunológico, luchan contra los gérmenes, es decir, contra los antígenos de los gérmenes.

Las vacunas contienen los gérmenes –antígenos- de las enfermedades, gérmenes debilitados o muertos que únicamente sirven para activar el sistema inmunológico y obligarle a generar los anticuerpos que necesita para protegerse de la enfermedad en el futuro.

Las vacunas no sólo ayudan a generar anticuerpos, sino que previenen a los niños de padecer enfermedades que pueden resultar mortales.

¿Son seguras?

Si bien existen numerosas teorías contrarias a la administración de los planes de vacunación, lo cierto que es que las vacunas tienen un alto grado de seguridad. La protección vs. el riesgo es tan elevada, que las recomendaciones son siempre aplicarlas, para prevenir el desarrollo de enfermedades muy graves, que pueden derivar en la muerte.

Efectos secundarios

Generalmente, los efectos secundarios que se producen son leves:

  • Fiebre
  • Hipersensibilidad
  • Inflamación de la zona donde se inyectó la vacuna
  • Mareos
  • Sueño
  • Cansancio

Los síntomas no duran más de 24 o 48 horas y desaparecen sin dejar mayor incidencia.

Planes de vacunación

Las recomendaciones para vacunar a los niños son revisadas de forma frecuente. Puede consultar el cuadro de vacunación más reciente en el siguiente enlace: who.int

Por norma general, las vacunas comienzan cuando el bebé tiene 3 meses y finalizan a los 6 años de edad. Posteriormente se contemplan dosis de refuerzo en los primeros años de la adolescencia.

Cuándo no vacunar

Existen casos específicos en los que los niños no deben ser vacunados

  1. Niños con distintos tipos de cáncer
  2. Niños que tienen tratamientos que afectan al sistema inmunológico
  3. Niños con reacciones graves a la primera vacuna

Conclusiones

Salvo que el pediatra desaconseje la vacunación, la recomendación es siempre vacunar a su hijo. Tenga presente que las vacunas son la única forma de fortalecer el sistema inmunológico.

Puntaje: 
Sin votos aún