Consejos para madres con niños pequeños
Imagen gentileza de thesun

Ser madre es de las cosas más maravillosas que puede suceder a una mujer; pero la maternidad trae consigo postergaciones, falta de tiempo, corridas, etc., que pueden hacer pensar que todo se desmorona en cualquier momento. Para no desesperar, algunas recomendaciones y tips para organizarte mejor y hacer rendir más tu tiempo.

1

No llevar trabajo a casa

Si quedó algo de trabajo pendiente que no se pudo terminar, llevarlo a casa no es la mejor solución. Con los niños alrededor, trabajar es casi imposible. Además después de varias horas sin ver a mamá, cuando ella llega a casa los pequeños demandan toda su atención, por lo cual que ella pueda trabajar es poco probable. Lo mejor es organizar todo y al otro día salir un poco más temprano para la oficina y allí trabajar tranquila.

2

Organizar algunos juegos

Si no hay otra opción que trabajar en casa, programar algunos juegos y actividades para que los pequeños realicen mientras tú trabajas. Lo mejor es que sea cerca de donde estás así no se sienten solos y permanecen más tiempo ocupados. Puede ser hojas y pinturas para pintar, juegos de armar, masa para modelar, etc.

3

Mudarte cerca del trabajo

Cuando hay hijos pequeños surgen muchos imprevistos que hacen que tengas que salir de apuro del trabajo a casa, al jardín, guardería o colegio. Se lastiman, se enferman, se sienten mal, etc. Por ello, lo mejor es mudarte cerca del trabajo, ya que el tiempo que se pierde en traslados es fundamental.

4

Pide ayuda al papá

Organizar las cosas de modo tal que toda la familia colabore en las tareas de la casa, así estás más aliviada y no tan sobrecargada con las labores domésticas, el cuidado de los niños, el trabajo fuera, etc.

5

Delega

Si no puedes con todo, es absolutamente normal y entendible. Delega algunas de tus tareas, como por ejemplo la limpieza de la casa a una persona que te ayude. Aunque sea para que una vez a la semana haga una limpieza en profundidad y tu puedas disfrutar de tu tiempo libre en familia, en vez de pasar limpiando y ordenando.

6

Planificar el menú de la semana

El pensar el menú semanal facilita mucho las cosas y ahorra mucho tiempo, ya que se hacen las compras ya previendo lo que se comerá y al momento de cocinar es sólo abrir la heladera y la alacena. De esta manera se hace todo mucho más practico, se evita la perdida de tiempo del ¿qué comemos hoy? , y el estar todos los días haciendo compras.

7

Buscar actividades que te gratifiquen

Para una madre con hijos pequeños, sus espacios son muy importantes y en casa es bastante difícil tenerlos. Por ello, es bueno que pueda planificar actividades sola o con amigas, en las que se sienta bien, regocijada y feliz. De esta manera estará mejor de ánimo para atender sus obligaciones diarias con los niños.

8

Buscar apoyo familiar

Es importante tener siempre a alguna persona de la familia o alguna amiga que pueda venir a apoyar en caso de emergencia.

9

Antes de estallar cuenta hasta 10

Si sientes que se viene el mundo abajo, que tienes ganas de largarte a llorar a gritos y que vas a explotar; respira hondo y cuenta hasta 10. Si es necesario, apártate de los niños, relájate un poco e intenta controlar la situación con calma. La furia y la desesperación sólo empeorarán las cosas y todos terminarán contagiándose tu angustia.

10

El descanso es fundamental

El descanso y las horas de sueño son fundamentales para rendir y poder cumplir con todas las actividades y obligaciones, así que no relegar ese tiempo y considerarlo como una inversión para juntar energías y mejorar el desempeño.

Puntaje: 
Promedio: 3.3 (3 votos)