Es la causa principal de hemorragia postparto y puede llevar a la muerte si no se controla correctamente.

Masaje uterino para atonía uterina
Masaje uterino

Luego del nacimiento del bebé tiene lugar el proceso de desprendimiento de la placenta la que primero se separa de las paredes uterinas. En éste, el útero se contrae para que los vasos sanguíneos que conectan las paredes del mismo con la placenta se cierren. Pero en algunos casos ocurre que, por falta de tono, los vasos sanguíneos no se cierran y se produce una hemorragia severa, una pérdida de sangre de más de 1 000 mililitros de sangre.

La falta de tono que no posibilita la contracción luego del parto, se denomina atonía uterina y es la primera causa de hemorragia postparto. Según los especialistas, aproximadamente, un 70% de los casos de hemorragia postparto es consecuencia de atonía uterina.

Si no se atiende a tiempo, puede conducir a la muerte, aunque esto no ocurre con demasiada frecuencia.

Tipos de atonía uterina

La atonía uterina ocurre tras el parto, pero según en el momento en que se da, puede ser de 2 tipos:

  1. Atonía precoz
    Cuando la mujer aún está en el paritorio.
  2. Atonía tardía
    Cuando ocurre inmediatamente tras el parto, es decir en el postparto inmediato, antes de que el útero logre su involución a las condiciones normales.

La atonía precoz es más común que la tardía. Generalmente ocurre en el paritorio, como consecuencia de la carencia en la producción de oxitocina (hormona que favorece la contracción del útero luego del parto).

Causas de atonía uterina

  • Embarazos múltiples
    Es más frecuente en mujeres multíparas, porque en los embarazos múltiples la fibra uterina se vuelve más elástica como consecuencia del peso y por ello le cuesta luego mucho más contraerse.
  • Acretismo placentario
    Se trata una anormal adherencia de la placenta a la pared del útero, lo que lleva a que sea difícil extraerla.
  • Bebés grandes
    Como el útero está tan distendido por el tamaño del bebé, luego le es más difícil contraerse a su tamaño normal.
  • Alumbramiento de placenta tardío
    Tras el nacimiento del niño, la expulsión de la placenta y los anejos fetales suele demorar como mucho unos 20 minutos. Si demora más es porque la placenta está muy pegada o el bebé no nació a término y por ello la placenta estaba agarrada al útero para que éste no cayera

Las causas de atonía uterina tardía son distintas. Puede deberse a que la expulsión de la placenta no fue completa o que hayan quedado membranas que impiden que el útero se contraiga como debería favoreciendo la hemorragia.

Tratamiento

La atonía uterina no puede ser prevenida antes del parto, por ello la prevención consiste en atender en el momento del parto y controlar cualquier complicación que surja para evitar un desenlace fatal.

Cuando la atonía uterina se presenta, el tratamiento se basa fundamentalmente en masaje uterino y administración de oxitocina de ser necesario.

En general con estas dos maniobras es suficiente, pero si no lo fuera se puede recurrir a la cirugía.

Agregar comentario