Matrimonio

En una relación de pareja como la del matrimonio, se suele esperar compañerismo, comprensión, contención y además pasión. ¿Pero esto es compatible? ¿Deseo y matrimonio pueden ir juntos?

Según la experta belga en sexualidad Esther Perel, el buen sexo se fundamenta en dos necesidades que son incompatibles entre sí: La necesidad de seguridad, de garantías por un lado y la de aventura y sorpresa por el otro. Y la tarea para nada fácil es hacer compatibles estas dos necesidades.

Un gran dilema a la hora de hablar de sexo y matrimonio, es que el deseo suele aparecer en oposición al amor. El deseo generalmente se vive como algo prohibido, como una aventura, erotismo, etc. Sin embargo, cuando aparece el romanticismo el amor, el deseo comienza a diluirse.

Mientras los animales tienen sexo sólo por instinto, los humanos se caracterizan por una vida erótica en la cual la imaginación juega un rol preponderante. Gracias a ella se puede tener orgasmos múltiples, sexo por largos períodos e incluso orgasmos apelando tan sólo a la imaginación y la fantasía.

Amor y deseo

Según los especialistas el conjugar en una misma relación el amor y el deseo es un gran desafío, aunque no imposible, en el que se debe combinar la aventura, el misterio, la sorpresa, la pasión, con la necesidad de seguridad con la que parecen entrar en conflicto.

Para Esther Perel:

Lo que apaga el deseo tiene que ver con la falta de autoestima, con el desagrado frente al propio cuerpo, la falta de tiempo para uno mismo, cuando siento que no tengo derecho a recibir placer

¿Cómo mantener el deseo en el matrimonio?

Para mantener el deseo sexual, los ingredientes fundamentales son la aventura, el deseo, los celos. Mientras que la seguridad, la protección y la responsabilidad apagan el deseo.

Las parejas de años que mantienen vivo el deseo, tienen en claro que necesitan un espacio erótico individual, que el deseo es variable (aumenta o disminuye) y para encenderlo necesitan ejercitar su inteligencia erótica.

Algunos de los ingredientes para mantener encendido el deseo en la pareja son:

  • La Novedad y la variedad: Estos aspectos son fundamentales, apostar por la sorpresa y la novedad cotidianamente para fomentar el deseo y la pasión. Para ello, cambiar los escenarios de los encuentros, la ropa, etc. Es decir buscar cosas que los lleven a ambos a redescubrirse.
  • La fantasía: Es un elemento fundamental para encender el deseo y el erotismo. Animarse a apelar a ella realmente funciona
  • Lo prohibido: Este ingrediente realmente condimenta cualquier relación tediosa. De vez en cuando, para alimentar un poco el deseo y la pareja, escaparse del trabajo para tener un encuentro sexual a media mañana o media tarde, puede funcionar muy bien
Puntaje: 
Sin votos aún