Acostarlo boca arriba
flickr.com

Las madres sobre todos las primerizas, al tener al bebé en brazos se encuentran con muchas interrogantes que aunque parezcan simples pueden a llegar a ser muy importantes para el buen cuidado y salud del bebé, y una de ellas es ¿cómo acostar al bebé? Como se sabe el bebé al nacer y en sus primero días de vida la mayor parte del tiempo la pasa acostado en su cuna (aproximado hasta los 4 meses de vida), es por eso que debe tener en cuenta algunos detalles importantes para poder acostarlo basándonos en las circunstancias, edad y contexto del bebé. Pero el principal problema deviene de las "modas" que, en materia de pediatría, se cuelen recomendar. Aunque no es tan así, no se trata de una moda sino del resultado del análisis estadístico..., por supuesto, para el bien del bebé.

Acostarlo boca arriba

Probablemente sea la manera más común de acostar a un bebé, al acostarlo boca arriba, acostándolo boca arriba el bebé tendrá una visión a su alrededor y podrá ver a su madre quien de alguna manera u otra le va a dar confianza y tranquilidad, de esta manera el bebé no tendrá ningún problema de respiración y tendrá los brazos libre para poder moverlos y juguetear.

Hasta hace un tiempo se recomendaba evitar el acostarlo para arriba porque se creía que esta posición favorecía el ahogamiento con su propio vómito. Pero en la actualidad, se recomienda que los bebés permanezcan boca arriba pues, un reflejo básico cuando el bebé vomita es que inclina su cabeza para uno de los lados.

Un detalle menor es que la luz le da más directamente al estar boca para arriba pero esta es la actual forma de acostarlo más recomendada por los pediatras.

Acostarlo de lado

Se podría decir que esta posición es la posición media, puede resultar muy cómoda para el bebé, debido a que podrá tener algún tipo de visión, además de tener un brazo y una pierna libres.

Si el bebé vomita por instinto girará la cabeza y en esta postura, sobre todo si es recién nacido, puede quedar mirando para arriba y ahogarse.

Esta posición fue muy recomendada hace una década atrás y ahora, el común de los pediatras coinciden en que no se debe acostar al bebé de costado cuando no se le está vigilando.

Otra desventaja de esta posición es que el bebé puede quedar con alguna de sus extremidades presionadas.

Acostarlo boca abajo

Es también una posición en que le bebé se siente cómodo, debido a que todo su cuerpo se siente seguro y no tiene la sensación de poder caerse como en las otras posiciones, al estar boca abajo el bebé optara por poner la cabeza de lado.

Esta posición ayuda a que el bebé tenga más movimiento en su cabeza por lo mismo que su visión es limitada, esto puede ayudar al desarrollo muscular y motriz.

Esta posición no es muy recomendable en bebés prematuros ya que al ser prematuros son débiles y en un movimiento pueden quedar con la boca y nariz sumergidas en el colchón o almohada y pueden provocarse asfixia.

Muy recomendada 2 o 3 décadas atrás, el dormir boca abajo ya no se recomienda a no ser que el bebé esté vigilado o durante el día.

Como consejo final pregúntele al pediatra la manera de acostarlo al bebé, no debe quitarle importancia a este hecho y debe tener claro todos los detalles acerca de cómo acostarlo por las noches y cómo hacerlo durante el día.

Puntaje: 
Sin votos aún