Gyrotonic

Un poco de historia

Gyrotronic nace en el año 1977, su creador fue Juliu Horvath, bailarín rumano, quien tras sufrir una lesión, ruptura de su tendón de Aquiles, se vio obligado a retirarse de los escenarios. Juliu comenzó a buscar alternativas para el tratamiento de sus dolencias. En esa búsqueda nació gyrokinesis, una técnica de actividad corporal, cuya característica más sobresaliente es ser algo así como un baile curativo. Más adelante Juliu buscó la manera de facilitar a sus colegas bailarines la realización de movimientos más perfectos. Fue así que comenzó a unir las bases de la gimnasia, natación, yoga y, por supuesto, ballet.
Así nació el gyrotonic, que además se complementa con el uso de aparatos. Esta técnica ayuda fortalecer los músculos y estiliza la figura, y por supuesto, se utiliza también con fines terapéuticos.
Además de los beneficios ya mencionados, gyrotronic ayuda a mejorar la postura corporal y la flexibilidad, aporta velocidad y resistencia física, pero también mejora el equilibrio, la movilidad y la coordinación general.
Gyrotronic es muy usado, por ejemplo en Alemania, en una gran cantidad de clínicas y ortopedias para ayudar a la recuperación de problemas articulares, de columna, en el tratamiento de la artrosis, osteoporosis y fibromialgia.

El método en detalle

Gyrotonic se apoya mucho en la respiración, con un trabajo que hace sentir una conexión muy fuerte con el cuerpo del individuo, ya que el movimiento del ejercicio no sólo trabaja la musculatura, sino que además, libera tensión, generando una sensación de alivio.
La técnica es tan amplia que puede ser practicada por todo el mundo, sin diferencia de sexo, edad, la pueden practicar los niños, los ancianos, mujeres embarazadas, por supuesto que personas con lesiones, además de aquellos que necesiten recuperarse de una operación. Los movimientos que componen la técnica se adaptan perfectamente a las necesidades de cada practicante.
Es también muy útil para alinear determinadas partes del cuerpo, eliminando las contracciones y aflojando los músculos de las tensiones provocadas por la vida diaria.
Gyrotronic, se divide en dos grandes ramas:

  1. Trabajo físico
  2. Es importante aclarar que esta técnica no está indicada para aquellos que busquen perder una cantidad importante de peso, ya que la técnica busca el equilibrio del cuerpo, la coordinación, el trabajo respiratorio, movimientos no comunes y cambios de ritmo. Si bien intervienen movimientos y ejercicios cardiovasculares, como la bicicleta o trotar, lo hacen de forma complementaria, con el fin de lograr un buen trabajo pulmonar que ayude a controlar y mejorar la respiración. El trabajo físico es de tipo longuilíneo, es decir, no crea masas musculares importantes, sino que la idea es estirar, alargar tendones y músculos, de esa forma el cuerpo se estiliza, se armoniza y todo lo que es armónico es sano y bello. El aparato básico que se usa se llama pulley tower, y permite una importante variedad de movimientos.

  3. Trabajo terapéutico
  4. Si bien la técnica no es mágica, en muchos casos los dolores y las tensiones comienzan a aliviarse desde la primera práctica, y está demostrado que la práctica controlada y progresiva ayuda a alcanzar resultados generales y definitivos. Tomemos como ejemplo las dolencias de columna, fortaleciendo la musculatura vertebral se estabiliza la columna, y eso genera alivio. En el caso de las hernias, el hecho de que los músculos y tendones se expandan, disminuye las probabilidades de crecimiento o rompimiento de los mismos, así como de que puedan presionar algún nervio, provocando gran dolor. El trabajo de fortalecimiento físico es interno, eso hace que la hernia vaya hacia adentro llegando en algunas ocasiones casi a desaparecer.

Puntaje: 
Sin votos aún