El lenguaje de los bebés

Si bien los bebés de, aproximadamente, 1 año y ½ aún no hablan, sí son capaces de entender algunas palabras y, según un reciente estudio publicado en la revista “Cerebral Cortex” de la Universidad de Oxford, utilizan estructuras cerebrales iguales a las de los adultos para procesarlas y en el mismo período de tiempo.

Para este estudio realizado por científicos de la Universidad de California en San Diego, se utilizaron modernas tecnologías (MEG y MIR), que posibilitaron escanear los cerebros de los bebés de una manera no invasiva, al tiempo que éstos escuchaban determinadas palabras.

A través de la tecnología MEG, los investigadores, bajo la dirección de Eric Halgren, profesor de radiología en la Escuela de Medicina y Jeff Elman, profesor de ciencia cognitiva de la División de Ciencias Sociales, determinaron si los bebés de entre 12 y 18 meses usaban iguales redes funcionales que los adultos, en el procesamiento de las palabras y el MIR contribuyó para valorar su actividad cerebral.

En primera instancia, los científicos hicieron que los bebés escucharan una sucesión de palabras y sonidos semejantes a las mismas pero que no significaban nada, con lo cual los investigadores pudieron determinar si los bebés percibieron o no la diferencia.

Posteriormente, se pretendía constatar si los bebés podían comprender el significado de las palabras, por lo cual se les mostraron fotografías de objetos que les eran conocidos, pronunciando al mismo tiempo palabras que coincidían y no con éstas. Como, por ejemplo, les ponían una imagen de una pelota y decían la palabra pelota o alguna otra que no correspondiera a la misma (cuando esto sucedía, se producía una reacción fuerte en la misma zona del cerebro -frontotemporales izquierdas- que los adultos).

Con esto, los investigadores pudieron constatar que los bebés detectaban la discordancia entre una palabra y una imagen que no correspondía y que la respuesta cerebral se producía en las mismas áreas que en las del cerebro de los adultos (para comprobarlo sometieron a un grupo de ellos a las mismas pruebas que los bebés).

Según Eric Halgren, este estudio demuestra que la maquina neuronal utilizada en la adultez para comprender las palabras, funciona desde la infancia más temprana, cuando se comienza a aprender a hablar.

Katherine E. Travis, principal autora de este estudio miembro del Departamento de Neurociencias y el Laboratorio de imagen multimodal de la Universidad de California, señala que los bebés usan los mismos mecanismos cerebrales que los adultos para comprender al significado de las palabras y se piensa que se trata de una especie de base de datos que está en la mente, que se actualiza permanentemente.

Anteriormente a esta investigación se pensaba que el mecanismo de los bebés para aprender las palabras difería del de los adultos, empezando con uno primitivo que evolucionaba con el uso.

Los resultados arrojados por esta investigación, son de gran importancia para futuros estudios en esta línea, que puedan ahondar en esto y establecer si un bebé tiene una compresión apropiada de las palabras aún antes de aprender a hablar; así como para la detección precoz de trastornos del habla e incluso o autismo (lo que puede ser trascendental, dado que se ha comprobado que la intervención temprana mejora notablemente algunos de sus síntomas).

Puntaje: 
Sin votos aún