Consejos para el cuidado de la zona intima

La zona íntima es una parte muy importante y delicada del cuerpo de la mujer y muchas veces por ignorancia o vergüenza no se le da los cuidados necesarios. Es importante tener en cuanta algunas cosas:

  • Higiene

  • La higiene es fundamental, en necesario asear diariamente la zona íntima con un jabón neutro o un jabón especial para esta parte del cuerpo (en el mercado hay varias marcas), con el cual lavar los labios externos. La parte interior no es necesario lavar con jabón, porque tiene un mecanismo de limpieza, se limpia con las secreciones de flujo y agregarle algún producto puede irritar y modificar su ph natural.

    Luego de las relaciones sexuales es importante lavar bien los genitales y secar muy bien la zona.

    Por la mañana y a la noche antes de acostarse es aconsejable lavar los genitales a diario.

    Luego de ir al baño limpiar de adelante hacia atrás evitando arrastrar bacterias desde el ano a la vagina.

    Es muy importante secar bien la vagina para evitar la proliferación de hongos. Es mejor optar por las toallas de papel en lugar de las de tela, para evitar las bacterias.

    Evitar las duchas vaginales como método de limpieza cotidiano, dado que pueden alterar el ph de la vagina y favorecer el desarrollo de bacterias.

  • Utilizar ropa interior de algodón

  • Esta permite que la vagina respire, que el aire circule y no es caliente como la lycra o los materiales sintéticos, por lo cual se evita la sudoración y el calor, ya que éste favorece las infecciones vaginales. Además evitar la ropa interior y los pantalones ajustados por estas mismas razones.

  • Depilación

  • Se recomienda la depilación parcial no total del vello, ya que este protege la zona genital. Igualmente el exceso de vello pubico dificulta la correcta higiene íntima.

  • Autoexamen de la vagina

  • El autoexamen de vagina es tan importante como el de mamas. Las mujeres en general desconocen su vagina, por lo cual, se conseja revisarla periódicamente, al menos 1 vez al mes. Para ello, se recomienda tomar un espejo de mano y en una posición cómoda revisar la zona, separando los labios mayores y los menores y observando si hay alguna anormalidad, verruga, lesión, etc. En caso de notar algo extraño, consultar de inmediato ya que podría tratarse de una enfermedad de transmisión sexual.

  • Uso de desodorantes íntimos

  • El uso de este tipo de productos no se recomienda, dado que puede causar irritación o alergias, lo mejor es el lavado. Pero para aquellas mujeres que aún así deciden usarlos, se aconseja no exagerar su uso y aplicarlos manteniendo una distancia de unos 15 centímetros.

  • A la hora de dormir

  • Se aconseja que para dormir no se use ropa interior de modo que la zona íntima respire libremente.

    Puntaje: 
    Promedio: 4 (3 votos)