Cuidado del sostén

La ropa íntima es parte importante e imprescindible del vestuario de toda mujer y siempre debe lucir impecable. El sostén o basier, es una de las piezas claves. Ayuda a disimular el busto pequeño o grande a levantarlo cuando esta caído y así favorece que las blusas y vestidos se vean mucho mejor. Es por ello, que los cuidados que se le debe brindar son tan importantes.

Consejos para el lavado del sostén

Sobre el lavado del sujetador hay opiniones encontradas. Por un lado las abuelas sostienen que hay que lavarlo a diario y por otro una experta como Claire Chambers, dueña de la tienda de lencería de lujo de Nueva York Journelle, afirma que hay que hacerlo luego de entre 5 y 7 usos. Esta regla depende, obviamente, del uso, ya que si se utiliza para hacer deporte o luego de una noche calurosa de fiesta, será necesario lavarlo.

Lavado a mano

El lavado a mano es siempre más delicado y cuidadoso que el lavado en la lavarropa. Es lo ideal hacerlo de esta forma, aunque no siempre es posible.

Una buena opción es recolectar varios sostenes del mismo tono y lavarlos juntos en una cubeta con agua tibia y jabón para prendas delicadas. Moverlos un poco para que el agua jabonosa penetre en las prendas y dejarlos en remojo durante 5 minutos. Posteriormente aclarar varias veces hasta que el agua salga limpia y escurrirlos sin torcerlos para no deformarlos. Otra alternativa es lavar de a uno cada brasier una vez que se quita, usando jabón neutro.

Lavado en lavarropas

Como ya se mencionó, lo mejor es lavar los brasieres a mano, pero con la falta de tiempo recurrir al lavarropas es siempre práctico y una buena opción. En este caso hay que tener algunas cosas en cuenta:

  • Siempre prender los ganchos del sujetador antes de colocarlos en la lavarropa para evitar que se enganchen con otras prendas
  • Usar bolsas de red de lencería para protegerlos y especialmente para evitar que aquellos que tienen aro lo pierdan pudiendo dañar así la lavarropa
  • Usar siempre agua fría para el lavado, ya que las altas temperaturas estropean los elásticos y las fibras de las prendas
  • Colocarlos con telas similares como por ejemplo blusas, remeras, pijamas y evitar hacerlo con telas pesadas como toallas o jeans que llevan otro tipo de lavado
  • Al retirar el sostén del lavarropa si tiene copa o relleno, arreglarlo, ya que en el lavarropas se desacomoda un poco, antes de poner a secar

Secado

  • En lo posible dejarlos secar sobre una superficie plana y a la sombra para que no se deformen ni estropeen con el sol
  • Evitar el uso de secadora eléctrica para los sostenes, ya que el calor daña las fibras y elásticos de estas delicadas prendas
Puntaje: 
Sin votos aún