Descenso de accidentes de tránsito fatales en EE.UU. y Europa

La implementación de los programas graduales de licencia de conducir

De acuerdo a un estudio realizado por investigadores de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE.UU., la implementación de programas graduales que instauran ciertas limitaciones a los conductores primerizos, es uno de los motivos por los que la siniestralidad de tránsito que implica a adolescentes de entre 16 y 17 años, ha manifestado un marcado descenso de un 36% entre 2004 y 2008, en dicho país.

Esta baja es parte de la tendencia decreciente que desde 1996 se viene dando y que ha alcanzado un descenso de más del 50% en la franja etárea mencionada.

La instauración de los programas graduales de licencia de conducir que rigen en 49 estados y en el Distrito de Columbia, limitan a los nuevos conductores en algunas acciones referentes a la conducción, como no conducir durante la noche, ni llevar a otros pasajeros adolescentes, en tanto se adquieren las habilidades necesarias para conducir en la carretera.

Según señalara el Dr. Grant Baldwin, director de la División de prevención de lesiones no intencionales del Centro Nacional para la Prevención y el Control de Lesiones de los CDC, los conductores adolescentes son aproximadamente 4 veces más proclives que los más experientes a sufrir un accidente de tránsito, en gran medida, a causa de su inexperiencia.

Según un estudio previo realizado también por investigadores de los CDC y publicado en la revista Morbidity and Mortality Weekly Report, este tipo de programas pueden lograr un descenso en el riesgo de siniestros de tránsito entre conductores primerizos, hasta de en un 40%.

Todos estos datos no hacen más que demostrar los avances obtenidos en cuanto a la reducción de los accidentes de tránsito, que son una de las principales causas de muerte entre lo adolescentes luego de los homicidios y los suicidios.

Sin embargo, todavía hay mucho por hacer en este sentido y es necesario que tanto los adolescentes como sus padres tomen conciencia de que no es posible que tantos jóvenes mueran por esta causa, cuando está probado que hay medidas que resultan efectivas para que sean conductores buenos y responsables, minimizando así las posibilidades de sufrir un accidente.

En este sentido, es que los CDC ha lanzado una campaña denominada “Parents Are the Key” (Los padres son la clave), que consiste en la educación de los padres para que comprendan la importancia de su rol en la preparación de conductores responsables.

Sistema de registro de conducir por puntos en Europa

La implementación del nuevo sistema de registro de conducir por puntos, favorece la baja de los accidentes de tránsito como consecuencia de las imprudencias de los conductores en varios países de Europa en los que se aplica.

España es uno de los últimos europeos en incorporarlo luego de que en otros como Alemania, Francia, Italia, Luxemburgo y Reino Unido lo hicieran con éxito desde hace más tiempo.

El sistema consiste básicamente en un carnet de conducir que consta de 12 puntos que se han de cumplir para mantenerlo y en los casos de conductores nuevos 8 puntos durante 3 años, sin multas durante dos para llegar a igualar los 12 puntos.

En caso de que el conductor pierda los 12 o los 8 los puntos que le corresponden, se revoca la licencia de conducir y debe tomar clases para reeducarse y dar una prueba para volver a obtenerla. Si salva el examen recupera su licencia pero sólo con 8 puntos.

Conclusión

Tanto la implementación de programas graduales de licencia de conducir en EE.UU. como el sistema de registro de conducir por puntos en algunos países de Europa, son buenas y eficaces medidas encaminadas a concientizar y a volver más responsables a los conductores en general, pero sobre todo a los primerizos, aquellos más inexpertos entre los que se encuentran los adolescentes.

Puntaje: 
Sin votos aún