Mujer con telefono movil

Una ruptura amorosa siempre es dolorosa aun cuando sea de común acuerdo. Ni qué hablar cuando es el otro el quien decide que la relación no va más. En tiempos de redes sociales y de intercomunicación permanente, todo parecería ser aún más difícil. Las tecnologías permiten que puedas saber todo lo que hace tu ex, stalkeando en sus redes. Así te enteras si se fue de fiesta, si la pasa bien con sus amistades o si tiene una nueva pareja.

El término stalkear se utiliza para referirse a espiar, acosar a través de las redes sociales como Facebook, Twitter, Instagram, Snatchap, WhatsApp en donde los millennial exponen toda su vida. Vendría a ser algo así como voyerismo pero en la modernidad y detrás de una pantalla.

Hacer un rápido recorrido por las fotos de un ex es casi inevitable en los tiempos que vivimos. Sin embargo, entre una simple visita para ver cómo le va en la vida y nada más, y una posible obsesión existe una línea que en algunos casos puede ser muy delgada.

El psicólogo argentino Fabio Lacolla, autor del blog “#AmoresTóxicos”, dice sobre quienes practican el stalker:

Stalker es la persona que se le perdió la vida y trata de buscarla en la de los demás.

En el caso donde hay un vínculo previo, necesitan saber si siguen siendo necesarios para el otro.

Él habla de tres tipos diferentes de stalkers:

Uno es el resentido amoroso que busca datos de su ex producto del dolor. Otro es el admirador compulsivo que intenta saber el minuto a minuto de su admirado. El último es el stalker social que necesita reunir toda la información de su grupo de amigos y ser el punto de referencia de todos.

Cuando stalkear se convierte en una obsesión

Como ya se mencionó antes, stalkear las redes sociales de las ex parejas e incluso de su nueva pareja del ex es una práctica bastante frecuente, en la que la mayoría de las nuevas generaciones ha incurrido en alguna oportunidad. Sin embargo, el riesgo surge cuando esta costumbre que parece infantil e inofensiva se transforma en una obsesión que perjudica a quien la realiza. No le permite cortar con esa relación que ya terminó y daña su autoestima.

La psicóloga Tara C. Marshall, autora de una investigación de la Universidad de Brunel en Inglaterra, según la cual quienes stalkean a sus ex parejas en Facebook presentan mayores niveles de estrés y sentimientos negativos, hace una sana recomendación:

…evitar cualquier contacto con tu expareja, ya sea personalmente o en línea, puede ser el mejor remedio para curar un corazón roto.

Puntaje: 
Promedio: 5 (1 voto)