Juegos para bebes y niños

No cabe duda que los bebés aprenden más al jugar. Es por ello que a continuación presentamos algunos juegos para bebés recomendados que despiertan las habilidades que tienen escondidos y que ayudan al bebé a formarse mejor.

Columpio para brincar

Adquiera un columpio con un resorte de tamaño medio o grande. El resorte debe ser adquirido en una tienda de artículos para bebés que cumpla con las especificaciones gubernamentales de seguridad.

Una vez que haya sido instalado, asegúrese que su funcionamiento sea el óptimo, a fin de evitar futuros accidentes. También recuerde tener un botiquín de auxilio a la mano y los respectivos números telefónicos en caso de emergencia. Dichos números deben incluir bomberos, centros de salud cercanos, policía, ambulancias, médicos del bebé y servicio de taxis. Para mayor información visite nuestra guía para no entrar en pánico frente a emergencias con los niños.

Proceda a sentar al niño en el columpio y muéstrele la forma de hacer el movimiento. Luego coloque su juguete favorito cerca de su pie para que intente moverlo.

Juego con aros

Este juego consiste en dos aros redondos de tamaño medio. Se puede usar aros de plástico, madera o incluso aros de bordar cubiertos con algodón y tela de color rojo.

Para iniciar el juego, tome los dos aros, uno en cada mano, y colóquelos a la altura del pecho del niño y dígale “pon tus manos aquí”. El niño procederá a tomar sus manos y usted intentará levantarlo suavemente para posteriormente bajarlo. Al mismo tiempo puede decir “arriba, abajo”, de acuerdo con la posición en que se encuentre.

También se puede usar los dedos índices para que el niño tenga un lugar del cual sujetarse. Una vez que el bebé logre más firmeza en sus músculos podrá levantarse más y más, al punto de quedarse de pie.

Almohada con forma de cilindro

Para este juego se debe tener una almohada con forma de cilindro de unos 60 centímetros de largo y cubierta con figuras llamativas, preferentemente de animalitos o caricaturas. También necesitará una grabadora, ya sea de casete, CD o digital con música adecuada. Incluso un micro conectado a una computadora portátil funcionaría bien. Adicionalmente puede incluir una campanilla y una pelota grande.

Para iniciar el juego, toque la campanilla y cante “la clase ya va a empezar”. Luego coloque la almohada en la orilla de la cama y después al niño sobre la almohada. Varié las posiciones cambiando al bebé boca arriba, boca abajo, sentado, montado, parado, etc. Haga lo mismo con una pelota grande, y mencione los movimientos que desarrolla, por ejemplo, adelante, atrás, entre otros.

Controle los tiempos de las posiciones en que el bebé se encuentra, ya que algunas de ellas podría serle incómodo. Por ningún motivo use una posición que pueda generar algún nivel de asfixia en el menor.

Juego de pelota

El juego consiste en una pelota de tamaño regular con colores o figuras llamativas que cautiven la atención del bebé.

Para jugar se muestra la pelota al niño con su nombre. Luego, se hace un bote describiendo la acción de modo que el niño pueda relacionar la acción a la descripción.

Seguidamente se sienta al niño en el suelo y se le da la pelota, para posteriormente pedírsela diciéndole “dame la pelota”. Durante este proceso se busca que el niño tire la pelota y que pueda atraparla

Tablero estimulativo

Busque una tela acolchonada de 3 metros de largo por 2 de ancho que tenga algún tipo de decoración, por ejemplo, personajes dibujos animados, de películas, animalitos, etc. Las figuras deben tener texturas diferentes (algodón, felpa, terciopelo, etc.), colores variados y llamativos.

Incluya cascabeles, sonajas, campanas, chicharras, y otros objetos que hagan diferentes sonidos. Incluya también botones grandes, espejos, y evillas, preferentemente de plástico y de un tamaño considerable que evite que el bebé pueda digerirlos al meterlos a la boca. Asegúrese que los objetos a incluir no pongan en riesgo alguno la integridad del niño.

Para jugar coloque el tablero sobre la pared de forma permanente, o sobre una superficie plana como el piso. Acueste al niño boca abajo sobre el tablero y muéstrele las figuras, sus nombres, colores, sonidos, etc. también se puede sentar al niño en su andador, cargador de bebé, e incluso silla de comer, y ubíquelo en frente del tablero colgado a una distancia lo suficientemente cercana para que pueda tocar, jalar y verse a si mismo en el espejo.

Recuerde que ante todo debe pensar en la seguridad y bienestar del bebé. Usted puede alterar los juegos para bebés anteriormente descritos, y también aprender más sobre como jugar con el bebé de una manera placentera usando juegos para la familia.

Para las más grandecitas le recomendamos visite nuestro artículo sobre juegos de vestir princesas.

Puntaje: 
Sin votos aún