La píldora

El buen sexo viene de la mano de la pasión, la que tiene de hermana gemela a libido, lo que se traduce en deseo sexual; es decir que sin libido no has deseo, pasión y sexo. Es por eso que estar motivada hace que todo fluya correctamente en el sexo, pero lamentablemente no siempre es así y muchas veces no sabemos por qué. Aquí hemos realizado un listado de las cosas y elementos que podrían estar arruinando tu vida sexual y tú no sabes.

1

La píldora

Debes saber que los anticonceptivos orales pueden reducir la producción de estrógeno y testosterona, dos hormonas que están ligadas estrechamente con el deseo sexual y el libido. Es por eso que muchas mujeres que toman pastillas anticonceptivas empiezan a tener cada vez menos interés sexual. Si piensas que este es el problema que te ha alejado de las sábanas calientes con tu pareja, te recomendamos que asistas a tu ginecólogo y que te recete otras píldoras anticonceptivas con una combinación de hormonas distinta.

2

El alcohol

El alcohol es un estupendo deshinibidor, pero la línea de estar alegre con algunos cócteles y estar ebria y sin ganas de sexo es muy delgada. Este es un tema relativo, ya que no a todos les afecta el alcohol por igual y a la misma medida. Pero un cóctel o una cerveza te puede prender y entusiasmar y en el segundo pasa todo lo contrario. El alcohol es un agente depresivo para el sistema nervioso, lo que hace que al pasar del tiempo tus funciones corporales se hagan más lentas, así como tu capacidad de excitación, terminando por acabar con tus deseos sexuales. Lo que debemos saber es nuestra justa medida y controlarnos, si sabemos que una o dos cervezas nos prende, frenemos ahí y no terminemos apagadas y sin ganas de “acción”.

3

El estrés

Es llamado el mal del siglo XX, y razones no les falta, ya que el estrés es culpables de varios males y entre ellas la falta de apetito sexual. El estrés generas ansias, cuando estás ansiosa el cuerpo libera esas hormonas de estrés a tu torrente sanguíneo lo que disminuye considerablemente tu apetito sexual, sobre todo en las mujeres; además de la tensión propia del estrés que también es enemiga del libido. Así que lo mejor es olvidarse de los problemas, relajar tensiones y olvidarnos del estrés.

Puntaje: 
Sin votos aún