Retraso del parto

El retraso del parto es bastante más frecuente de lo que se cree. Aproximadamente, sólo 1 de cada 10 mujeres da a luz en la fecha prevista y un 15% se retrasa una semana.

La fecha probable de parto se calcula tomando como referencia la fecha de la última menstruación, pero no siempre este cálculo puede ser exacto, ya que hay mujeres que no registran sus menstruaciones y otras que tienen ciclos muy irregulares.

Hata la semana 42 del embarazo se considera a término y está dentro de lo considerado como normal. Pasado este tiempo, es conveniente inducir el parto, ya que podría ser riesgoso para el bebé.

Causas del retraso del parto:

Las causas exactas del retraso del parto no están claras totalmente, pero se sabe que múltiples factores en la madre y en el feto intervienen.

Factores maternos

  • Madre primeriza
  • No es de extrañar que las madres primerizas se retrasen un poco, ya que pueden ser necesarios unos días más de gestación para que dilate el cuello del útero y se prepare para el parto.

  • Herencia familiar
  • La herencia familiar tiene también un papel importante en el parto. Si la madre de la embarazada u otras mujeres del entorno familiar dieron a luz pasada la fecha, es más probable que suceda lo mismo.

  • Problemas hormonales
  • Las prostaglandinas son hormonas que son producidas en las últimas semanas del embarazo, preparan al cuello del útero para el parto e inducen las contracciones. Pero hay mujeres que tienen una concentración baja de estas hormonas y por ello se retrasa el parto.

Factores fetales

Hay veces en las que el retraso en el parto se da por causas del feto y no de la madre. Según los especialistas existen dos hipótesis al respecto: Una es que la cabeza tiene un rol decisivo en la estimulación de las contracciones y los casos de fetos que no tienen el cráneo bien desarrollado no contribuyen en el parto. La otra, es que el feto produce unas hormonas que desencadenan el parto.

Que el embarazo se prolongue más allá de la semana 40 está, como ya se mencionó antes, dentro de lo previsible y tiene aspectos positivos y negativos.

Positivos

  • El bebé sigue aumentando de peso: Al término del embarazo el bebé sube entre 150 y 200 gramos por semana, por lo cual cuanto más tiempo dentro del útero con más peso nacerá
  • Ya está formado y pronto para nacer: A partir de la semana 35 del embarazo, el feto está listo para vivir fuera del útero materno
  • En los últimos días es posible que el bebé pierda el lanugo (vello corporal fino que cubre su piel), le crezca el pelo, su piel deje de ser tan fina, etc.

Negativos

  • Mayor riesgo de cesárea
  • Complicaciones: Síndrome de aspiración de meconio, traumatismos fetales, aumento de la morbilidad fetal intraparto
  • Agotamiento materno: Las últimas semanas suelen ser muy pesadas para la madre, con dificultades para respirar, moverse, dormir, etc.

¿Cómo acelerar el parto?

Caminar es una excelente manera de acelerar el parto. Realizar una caminata tranquila, suave, con un calzado cómodo, por terreno seguro y con un clima favorable, puede ayudar a adelantar el nacimiento del bebé.

La inducción del parto

Una vez que llega la semana 42 del embarazo y nada, no hay señales de que el bebé quiera nacer, se procede a la inducción.

En caso de que no se haya producido rotura de fuente, puede optarse por el barrido de membranas para iniciar el parto. Para ello, introduce un dedo y con un movimiento circular separa la membrana del cérvix. Con este procedimiento puede que el parte se desencadene de forma natural en un plazo máximo de 48 horas.

Si la mujer rompió bolsa, es muy posible que le administren prostaglandinas u oxitocina para desencadenar las contracciones.

Puntaje: 
Sin votos aún