Hábitos de la infancia que afectan las relaciones futuras

Se sabe que la socialización primaria, es decir, aquel primer contacto con individuos, las primeras enseñanzas y percepciones del mundo, marcan a una persona y establecen en su organismo determinados esquemas, pensamientos y estructuras.

Las capacidades intelectuales y sociales adquiridas en la infancia se van enriqueciendo a medida que pasa el tiempo, aunque tal y como fueron adquiridas, juegan un papel determinante en la conformación de la identidad y la personalidad.

Los esquemas adquiridos durante la infancia finalmente afectan las relaciones futuras, por lo que merece la pena hacer un repaso de algunos de los más comunes a fin de intentar cambiarlos e impedir que traigan problemas en las relaciones.

Abandono

Las personas que fueron abandonadas en su infancia por algún miembro de su familia, suelen arrastrar un sentimiento de miedo a la soledad, lo que las hace pensar que las relaciones no van a durar. Incluso, en algunas ocasiones, suelen sentirse atraídas por personas que no se comprometen en las relaciones.

Derechos

Aquellas personas que fueron privadas de ejercer sus derechos con libertad, sin duda que en sus relaciones odian ser limitadas en lo que hacen y no toleran opiniones al respecto.

Privación emocional

Las personas que no han recibido cariño durante su infancia y no han tenido quien cuidara de ellas, durante su adultez, suelen preocuparse en exceso por los demás.

Baja autoestima

Las personas que han sido maltratadas durante su infancia y han carecido de apoyo, suelen pensar que no merecen amor y que no van a encontrar a alguien con quien ser felices.

Sumisión

Las personas que han sido dominadas durante su infancia resultan ser sumisas en el futuro y suelen preocuparse mucho por no ser rechazadas por la gente.

Estándares inflexibles

Los niños que han sido sumamente exigidos desde temprano crecen con la presión de hacer todo bien y jamás equivocarse. Este sentimiento suele afectar las relaciones de pareja, en las que sufren mucho.

Autosacrificio

Las personas que no han sido atendidas durante su infancia suelen poner las necesidades de los demás antes que las propias o de lo contrario se sienten mal y culpables.

Dependencia

Las personas que siempre dependieron de su familia para hacer las cosas, en el futuro suelen sentir la dificultad de tomar sus propias decisiones.

Vulnerabilidad y miedo a la enfermedad

Las personas sumamente vulnerables o hipocondríacas, por lo general, fueron sumamente protegidas durante su infancia.

Falta de autocontrol

Aquellos que nunca tuvieron disciplina suelen sentir la dificultad en el futuro para controlar sus propios impulsos, para organizarse y para trabajar duro.

Negatividad

Las personas que sufrieron algunas desilusiones que tal vez las marcaron durante la infancia, suelen ser negativas y esperar siempre lo peor, lo cual, de tanto pensarlo y esperarlo puede llegar a cumplirse, simplemente porque lo atraen con su pensamiento.

Punitividad

Aquellas personas que crecieron bajo una educación sumamente estricta, suelen trasladar dicho método hacia sus relaciones y familias y piensan que hasta el mínimo error debe ser castigado.

Puntaje: 
Promedio: 4.5 (2 votos)